Remedios naturales para ácido úrico

El organismo es tan complejo que cuando se produce un mínimo desequilibrio en alguna de las etapas de su funcionamiento, puede provocar ciertas complicaciones o enfermedades. En algunos casos pueden ser asintomáticas, en otros los signos son bastante visibles, pero de igual manera, puede ser difícil su diagnóstico.

En este sentido, es vital conocer a fondo cómo es la actividad del cuerpo. Para así determinar cualquier posible falla. Al respecto, el ácido úrico representa uno de los factores causantes de algunas enfermedades que pueden afectar a cualquier persona, ya sea hombre o mujer.

¿Qué es el ácido úrico?

remedios-naturales-para-acido-urico

Es una sustancia que se produce en el hígado, a través del metabolismo de la purina. La cual es un tipo de proteína. Generalmente, el ácido úrico se disuelve en la sangre, va a los riñones y es expulsada por la orina. No obstante, en algunas ocasiones se puede producir de forma excesiva o no se elimina por completo, causando enfermedades.

Estas pueden ser la artritis, que afecta las diferentes articulaciones y coyunturas del cuerpo. Especialmente en rodillas, pies, muñecas y tobillos. Pues, las elevadas cantidades de ácido úrico se depositan en forma de cristales en dichas articulaciones, causando dolor. El ácido úrico alto se denomina hiperuricemia.

Síntomas del ácido úrico

Remedios naturales para ácido úrico

Ahora bien, los ácido úrico síntomas pueden no presentarse y dar alerta al paciente. Cuando se presentan son, los cálculos renales, cólicos nefríticos e infecciones urinarias, aunque el principal es la gota. En cuanto a esta, se define como un tipo de artritis, el acido úrico se acumula en la sangre y las articulaciones se llenan de cristales.

Esto ocasiona la inflamación de las articulaciones. Generalmente es solo una de ellas y las más comunes son en las rodillas y los pies. Este es el que se conoce como ácido úrico en los pies, se da específicamente en el primer dedo o pulgar. La zona se hincha, se enrojece, se produce calor local y dolor intenso. Es frecuente que se produzcan ataques de gota y puede desparecer de forma espontánea.

Se da principalmente en hombres entre los 35 y 45 años y en las mujeres luego de menopausia. No se conocen con exactitud las razones de la elevación del ácido, pero se asocia con factores hereditarios, diabetes, obesidad y el consumo de alcohol.

Como curar el ácido úrico

Remedios naturales para ácido úrico

Bajar los niveles y volver el cuerpo a su óptimo estado de salud, es un proceso que se relaciona directamente con el ácido úrico dieta. Es decir, que se deben eliminar o reducir los alimentos que poseen contenidos de purina.

Así que en cuanto a cómo bajar el ácido úrico rápidamente, es vital disminuir la ingesta de carnes rojas, atún, salmón y pescados azules como las anchoas. También, las lentejas, frijoles, arvejas, las espinacas, el brócoli y los espárragos.

Asimismo, es importante evitar consumir alimentos enlatados, las sopas de sobre y los caldos de carne, es decir, los que se preparan con la añadidura de cubitos. Reducir el consumo de alcohol, especialmente de cerveza y  evadir el consumo de azúcar en exceso. Cabe destacar, que es fundamental no eliminar el desayuno, consumir suficiente agua e incluir en la dieta cereales, huevos, leche descremada, miel y pastas.

Remedios caseros para bajar el ácido úrico

Remedios naturales para ácido úrico

Ahora bien, si la interrogante es como bajar el ácido úrico naturalmente, existen diferentes remedios caseros, fáciles de preparar y muy efectivos. Por ejemplo, el jugo de fresas, para prepararlo se hierven 10 en un vaso de agua. Cuando estén blandas, se apagan y pone el jugo de medio limón. Luego se licúa y ya está listo.

Las fresas tienen poder diurético que ayuda a eliminar el ácido úrico, también se pueden comer 4 todas las mañanas. También, la cebolla, se calienta en un recipiente con agua por 10 minutos se cuela y se toma una taza 3 veces por día. El jugo de manzana es otra opción en cuanto a cómo eliminar el ácido úrico de las articulaciones.

También son recetas para el ácido úrico, el agua con limón varias veces al día, los jugos de zanahoria y apio y el caldo de alcachofa. Para preparar esta última, se pone a hervir el vegetal en una pequeña cantidad de agua, el líquido resultante es el caldo. Este remedio es excelente, ya que elimina el exceso de ácido úrico y purifica la sangre.

Más opciones naturales para el ácido úrico

Remedios naturales para ácido úrico

Otras recetas para bajar el ácido úrico son la infusión de diente de león, esta ayuda a la eliminación de los cristales. También, la cola de caballo, la cual se pone a hervir en agua para preparar una infusión. Esta se toma 2 veces por día y permite la eliminación de la sustancia, a través de la orina. De la misma forma funciona la infusión de ortiga.

Respecto al ácido úrico remedios para el dolor, destaca poner aceite de esencia de sauco, sobre la zona afectada, además combate la inflamación. El sauce es otra gran alternativa para el dolor de las articulaciones, se puede usar como infusión o cataplasma. También resulta maravilloso, poner en la bañera sal de Epsom o sulfato de magnesio.

El paciente se debe sumergir hasta que el agua de la bañera se enfríe. Esto contribuye no solo al dolor, sino también favorece la circulación. Asimismo, poner una bolsa de hielo en la zona afectada, durante 15 minutos. Es un método simple, pero con una gran función antiinflamatoria y disminuye el dolor.

Cabe destacar, que el tomate siempre ha estado en la lista de los alimentos que se deben eliminar para tratar la artritis. Sin embargo, el tomate para el ácido úrico es eficaz, se toman algunos maduros, se pican y se licúan para preparar su jugo. La confusión radica en que tiene ácido oxálico y este provoca cálculos renales. Quienes padecen de gota, también presentan este síntoma, pero por otras razones.

Así que si se puede consumir este alimento. No obstante, es preciso atender las condiciones específicas de cada paciente. En cuanto al ácido úrico tratamiento farmacológico se recomienda alopurinol, probenecida y febuxostat, en dosis diarias y analgésicos para el dolor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest